¿Cuáles son las maneras para tener un ahorro de dinero al comenzar un negocio?

hombre ahorrando en su cuenta bancaria

Comenzar un negocio propio es algo muy atractivo para muchas personas. Puedes ser tu propio jefe y tus ingresos no dependen de una nómina. Entre más exitoso sea tu negocio más ganarás. El cielo es el límite.

Quizás ya tengas el nombre de la empresa, un buen plan de negocios y un presupuesto inicial – todo está listo y definido. Pero pronto tu entusiasmo se ve aniquilado por un problema muy común – el dinero. Comenzar un negocio requiere mucho capital. Los gastos iniciales pueden ser bastante intimidantes y tal vez sientas que no se pueden evitar. Pero de hecho, sí se puede. Hay muchas maneras para que mantengas tus gastos bajo control. Ya sea en equipo, nómina de empleados o alquiler – si eres inteligente, tener un ahorro en todo es posible. Al mantener tus finanzas bajo control y no endeudarte demasiado al principio, puedes hacer crecer tu negocio de manera constante y significativa. Hay muchas cosas que no son imprescindibles al empezar un negocio. Veamos algunas de las maneras en las que puedes ahorrar como un nuevo propietario de un negocio. 

 ¿Realmente necesitas una oficina?

¿Dónde comenzaron algunas de las empresas más grandes como Amazon, Google y Apple? ¿Acaso fue en un gran edificio en un respetable distrito financiero? No. En realidad, comenzaron en un garaje. No tienes que ser así de extremo, pero cuando apenas estés empezando y no estés seguro de cuándo y cómo llegará el éxito, puedes optar por tener una oficina en casa.

Es más barato por muchas razones. Primero lo obvio – el ahorro en el alquiler. Las propiedades comerciales pueden ser increíblemente costosas, en especial si quieres que tu futura oficina esté en un barrio respetable.

Segundo – cuando trabajas en casa cenas en casa. Sí, aún tendrás cenas de trabajo ocasionales, quizás más pero al comienzo no tienes que comer afuera todos los días. Además del ahorro en comida, en realidad ahorrarás mucho tiempo al manejar tu oficina desde casa.

Tercero – la administración del tiempo. El tiempo es un recurso tan importante como el dinero. Y no querrás gastarlo desplazándote a diario. Lo que nos lleva a otro consejo para ahorrar – cuando no te desplazas no gastas dinero en gasolina.

Después de todo trabajar desde casa es más eficiente en muchas maneras y es probablemente la mejor solución al comenzar un negocio.

Confórmate con lo que ya tienes

Todos tenemos una visión de cómo debería verse una oficina o lugar de trabajo. Si bien es cierto que tener un hermoso escritorio de roble y el computador más nuevo puede ser algo bueno para la moral, la realidad es que puedes arreglártelas con menos, al menos al comienzo.

No hagas una gran inversión en mobiliario y otros bienes que necesites para trabajar a diario. De hecho, esta debería ser tu última prioridad – al principio, todo lo que tengas debe invertirse en mejoras de tus servicios, en la distribución de mercancía o en fabricación – cualquier cosa que te ayude a hacer crecer y expandir tu negocio. Tener una elegante silla de oficina o un computador potente no te ayudará en eso, por eso mantén esos gastos al mínimo cuando calcules tu presupuesto. En cambio, enfócate en la administración del tiempo y en futuros planes de crecimiento.

Sé razonable al contratar personas

Cuando apenas estás comenzando es bastante probable que tengas muchas tareas grandes o pequeñas a diario. Quizás te parezca atractivo sentirte como el jefe y contratar gente para que haga algunas cosas por ti. Sin embargo, este es el gasto más grande que tiene un negocio – los empleados. Te aconsejamos que al comienzo la mayoría de las cosas las hagas tú mismo, si tu administración del tiempo te lo permite – el ahorro será enorme. Así tendrás una visión general de las tareas en todos los niveles y también sabrás qué habilidades necesitarás en una persona cuando la contrates en el futuro. Si necesitas ayuda, puedes contratar empleados a corto plazo para determinadas tareas al comienzo.

Intercambia siempre que puedas

Aunque pueda parecer difícil de hacer junto con todas las otras actividades que consumen tiempo al momento de empezar un negocio – no eres el único en el mundo en esa posición. Intercambiar es algo muy común en empresas pequeñas y negocios nuevos por igual. Cuando necesites bienes o servicios intenta siempre intercambiar algo primero. Por ejemplo, si trabajas en diseño web y necesitas contabilidad intenta intercambiar tus habilidades por las de contabilidad.

Reinvierte tus ganancias

Quizás este consejo parezca algo extraño en esta lista de consejos para el ahorro. Pero, si reinviertes tus ganancias en vez de gastarlas evitarás tener más deudas. Sin duda puede ser tentador recibir tu primer dinero real de tu negocio y tal vez quieras tomar unas vacaciones en el extranjero después de todo el estrés inicial de organizar todo. Pero sé paciente. Las ganancias llegarán una y otra vez si las conservas. Y tus recompensas también llegarán. Al comienzo, es más importante fomentar tu negocio y darle un entorno de crecimiento bueno y saludable, y siempre ten en mente tu presupuesto.

¿Qué pasa si todo esto no es suficiente?

No importa que tan bien manejes tus finanzas y cuánto intentes ahorrar, a veces todavía necesitarás algo de dinero adicional en tu presupuesto. Con frecuencia esta necesidad surge de manera inesperada. En esos casos, un préstamo personal puede ser la mejor solución.

Asegúrate de elegir un prestamista con buena reputación – una empresa confiable. 

Credy intermedia préstamos y encontrará una solución idónea para cada cliente, sin importar cuál sea su necesidad financiera.

¿Estás listo para obtener tu préstamo en 10 minutos?

 ¡Consigue tu dinero ya! 

El proceso de solicitud es sencillo y rápido. Solamente debes proporcionar tu nombre, número de identificación personal, correo electrónico y número telefónico. Después de hacer la solicitud Credy se pondrá en contacto contigo pronto con las ofertas y puedes elegir la más idónea para ti. Cuando hayas confirmado la oferta el dinero será transferido a tu cuenta.

¿Estás listo para obtener tu dinero en 10 minutos?

¡Consigue tu dinero ya!